La Dieta de la Luna Para Perder Peso

La dieta de la luna es, esencialmente una dieta a base de líquidos de 24 horas de duración siguiendo ciertas pautas del calendario lunar. Gracias a alinear cada ciclo de luna nueva con la no ingesta de alimentos sólidos y junto a otros patrones en otras fase lunares, ayuda a una persona a perder peso rápidamente.

 La dieta de la luna y el cuerpo

Desde el origen de el hombre se ha hablado de como la luna puede influir en los seres vivos. Las corrientes oceánicas van en direcciones guiadas por la fuerza gravitacional de la luna.

Advertisement

El ciclo menstrual de una mujer está unido paralelamente al ciclo lunar, así como influye en animales y estados de ánimo. Los defensores de la dieta de la luna creen que esta influencia puede ser la clave para la pérdida de peso y toxinas del cuerpo.

La-Dieta-de-la-Luna

La dieta en luna llena

El mejor momento para comenzar la dieta de la luna es 2 o 3 días antes de que comience la luna llena. Si seguimos la dieta de la luna, el día de luna llena, se intenta comer menos de lo habitual y nada después de las 6 de la tarde. También este ayuno ayuda a aumentar la pérdida de peso y reducir los antojos.

Se debe beber mucha agua durante la dieta de la luna y una gran variedad de zumos nutritivos que darán al cuerpo la energía suficiente para nuestro día. El alcohol y la leche están prohibidos en la dieta de la luna.

Luna menguante

En el período de dos semanas de luna menguante, la luz que refleja va disminuyendo. Este período estimula la desintoxicación y a eliminación del exceso de líquidos, por lo que es recomendable en este ciclo beber 8 vasos de agua al día. Por supuesto durante este período si podemos tomar alimentos sólidos.

Luna creciente

Durante esta fase, en la que aumenta la luminosidad del cielo, aumenta el deseo de antojos, es la fase donde debemos ser más disciplinados. Se evita comer después de las 6 de la tarde, ya que se cree que en este período el cuerpo esta en proceso de creación de sus reservas de energía. Aunque no se requiere ayuno, si es recomendable comer menos de lo habitual y aumentar el agua que tomamos durante la tarde y la noche.

Luna nueva

Este es el día más importante de la dieta de luna, se debe hacer un ayuno completo de sólidos. Basaremos nuestra alimentación en agua y zumos de frutas. Eso sí, ninguna bebida puede contener azúcar o sal. Beber té puede ser bastante beneficioso durante este día, ya que nos ayuda a depurar nuestro organismo.

Conclusiones:

Sigamos o no sigamos estrictamente la dieta de la luna, si que es muy recomendable, para cualquier dieta, el ayuno una vez al mes de sólidos. Es importante para depurar nuestro organismo e impulsar la pérdida de peso sigamos la dieta que sigamos.