La Dieta Del Bebé o Dieta Del Potito

dieta del bebe

Purés de zanahorias, carne, plátanos… son los típicos alimentos para bebés sin dientes, y curiosamente la tendencia más reciente en Hollywood para perder peso (aparte de la conocida dieta smart). Sí, presentamos la dieta del bebé o también conocida como la dieta del potito veamos en que consiste:

 Creada por el famoso entrenador de famosos Tracy Anderson, la dieta del bebé es la penúltima moda, la cual promete perder peso rápidamente y sin pasar hambre. Aunque parezca una tanto extraño, esta dieta es muy popular, se dice que las celebridades están consiguiendo perder mucho peso sin apenas esfuerzo.

La dieta del bebé – El Origen:

La idea es muy simple, consiste en sustituir las comidas y aperitivos altos en calorías por potitos de bebé. En lugar de la comida que solemos comer (masticándola), en la dieta del bebe reemplazamos uno o varias de las comidas que hacemos al día con potitos. Hay diferentes variaciones, desde sustituir todo lo que comemos, a sustituir solamente el almuerzo o la cena, o la más sencilla de seguir: sustituir solamente las comidas de alto nivel calórico por potitos. Los expertos dicen que la dieta puede funcionar si mantenemos el número de calorías que ingerimos bajo control.

Advertisement

¿Qué podemos comer en la dieta del bebé?

La verdad es que en la dieta del bebé hay pocas directrices sobre la cantidad de potitos o tipos de estos que hay que comer. El plan básico consiste en comer un mínimo de 14 potitos de bebés al día. Con la opción de disfrutar de una comida de adultos en la cena. La otra opción es tener las 3 clásicas comidas por día y sustituir las menos lights por potitos.

La dieta del potito ¿Cómo funciona?

La teoría es que los potitos y la comida para bebes en general se sirve en porciones muy controladas, en pequeños frascos que evitan comer más de la cuenta y a la vez mantenerte satisfecho con esas cantidades. Si nos atenemos al plan, deberíamos ingerir bastantes menos calorías que en una dieta adulta, por lo que comenzaremos a perder peso rápidamente.

Claro que debemos controlar, cuando nos permitimos la cena más opípara, cuantas calorías nos estamos metiendo y, por supuesto, controlar las calorías de cada potito, que pueden oscilar entre las 15 y las 100 calorías.

La otra ventaja de esta dieta del bebe es que en la gran mayoría de estos potitos, los alimentos estan fortificados con una gran cantidad de nutrientes, libres de aditivos y conservantes y, por supuesto, bajos en grasa, azúcares y sal. Lo mejor es que hay una gran variedad de potitos para elegir, de diferentes, calorías, sabores y gustos.

Sin embargo, como podemos esperar, los potitos están diseñados para bebes, no para adultos con sobrepeso. Los bebes y los adultos tienen diferentes necesidades calóricas y de nutrientes, por ejemplo, nos quedaremos a falta de fibra, calcio y vitamina D, por lo que tendremos que compensarlo con complementos vitamínicos o en nuestra “cena de adultos”

¿Qué dicen los expertos?

Los expertos dicen que es una dieta difícil de tolerar simplemente porque aburre comer potitos y la mayoría lo dejan a los pocos días o semanas. Otra parte negativa, según ellos es que los que no se cansan, se pueden llegar a enganchar y comer demasiados potitos al día, consiguiendo, al final las mismas calorías que si no siguiera esta dieta.

La verdad es que siempre se puede intentar, solo tenemos que poner la balanza: ¿Qué preferimos? ¿Comer poco y tener el placer de masticar o comer un poco más sin ese momento de degustar los alimentos con un buen bocado? Si estamos en la primera opción, la dieta del bebe o dieta del potito no es para nosotros. Si por el contrario no tenemos especial pasión por la comida y engordamos por otros motivos, siempre se puede dar un intento y ver si llega a resultar. Es la única forma de saber si es solo una moda pasajera o una dieta efectiva.