Frutas y verduras nos refrescan en verano

frutas y verduraras para el verano

Si se quiere hidratar el cuerpo se debe saber que no sólo se cuenta con el acto de beber agua. Hay otras formas de aportar al cuerpo la cantidad de líquido que necesita cada día. Una de la más recomendada y la más sana es comer de forma regular frutas y verduras de temporada, ya que contienen un elevado porcentaje de agua en su composición. Aparte de esto, también calman la sed de forma apetitosa y contribuyen a mantener la piel bien nutrida e hidratada.

La importancia de las frutas y verduras

Con el consumo de estos alimentos se obtienen nutrientes esenciales para el correcto funcionamiento del organismo. Y si a esto le sumamos que las frutas y las verduras presentan un bajo aporte energético y resultan muy adecuadas para las épocas de calor, se trata de una ingesta más que sana. Además en verano el cuerpo no necesita tantas calorías, como en las estaciones más frías, para mantener la temperatura corporal.

Advertisement

Las frutas contienen más del 80% de su peso en agua y su consumo facilita la eliminación de toxinas del organismo. Los zumos de fruta sólo contienen agua, azúcares y parte de las vitaminas y minerales. En cambio, no contienen la fibra de la fruta entera. Entre las frutas con mayor porcentaje de líquido y que conviene ingerir en mayor cantidad están las uvas (82% de agua), las fresas (90%) y la sandía y el melón (93%). Mientras que en las verduras, el agua constituye entre el 80 y el 90% de su composición, y en ellas se encuentran disueltas las sales minerales y las vitaminas.

Estos elementos tienen un papel preponderante en importantes funciones del organismo, como la transmisión de los impulsos nerviosos, el mantenimiento de la presión arterial, el buen estado de las células de los tejidos, la síntesis de hormonas y enzimas y, sobre todo, la hidratación correcta del organismo. Las sopas frías de verduras son una excelente y nutritiva forma de cuidar e hidratar el cuerpo